Buyer persona

[et_pb_section fb_built=»1″ _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_row _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_text _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»]

Tal como lo indica nuestro titular, la definición del buyer persona es clave para planificar y obtener el éxito de nuestra empresa. Efectivamente es difícil y poco práctico emprender una campaña de marketing digital si no hemos definido nuestras buyers personas. Y hablamos en plural porque incluso un mismo producto o servicio pudiera tener dos o más buyers personas.

En el plan estratégico de toda empresa es necesario definir la buyer persona o cliente ideal. Ello nos servirá para establecer, a su vez, tanto el contenido como los canales por los cuales se abordará a los usuarios o prospectos.

Un perfil adecuado de nuestro cliente ideal ofrece ventajas para nuestro emprendimiento que van incluso más allá de la obtención de una venta. En efecto, perfilar de forma adecuada nuestras buyers personas contribuye en otros departamentos de nuestra corporación.

Uno de esos departamentos puede ser el de diseño y fabricación o el administrativo, por ejemplo. Y ni hablar de su aporte para la formación y sostenibilidad de nuestra identidad corporativa. Pero ¿En qué consiste una buyer persona? Te lo contamos.

¿Qué es una buyer persona?

No te pasó en un momento de tu vida, o seguramente te pasará, en la que decides formar un hogar. Entonces comienzas un poco a idealizar a la persona con la que deseas casarte o que sea tu compañera?

La sitúas en un rango de edad o en un grado de instrucción o formación. También la ubicas en una situación laboral y le otorgas unos atributos o intereses relacionados con los tuyos. Es decir, con lo que tienes para ofrecerle, puesto que el objetivo final es que sean afines.

A partir de tu propia experiencia -o por información de otros- establecerás cuáles son sus gustos intereses, necesidades y aspiraciones. Y te sientes seguro de tener lo necesario para podérselas cumplir o satisfacer, o te pones en ese camino.

Cuando haces un tipo de labor o recreación como la anteriormente descrita estás diseñando el arquetipo o modelo de la pareja ideal. Eso es más o menos lo mismo que vendría a ser una buyer persona. Sólo que esta vez no se trataría del arquetipo o modelo de una pareja ideal, sino de un (a) cliente o comprador (a) ideal.

Es decir, a partir de una serie de información o datos sociodemográficos, así como de conductas, intereses, preocupaciones o necesidades construyes una representación de los que crees serían tus prospectos y clientes finales. Pero con qué fin haríamos esto, es decir, para qué definir una buyer persona?

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_image src=»http://www.elabuelomirando.com/wp-content/uploads/2021/02/Blanco-de-publicidad-min.jpg» alt=»Cliente ideal» title_text=»Blanco de publicidad» _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][/et_pb_image][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_text _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»]

¿Para qué sirve una buyer persona?

Volviendo a mi ejemplo anterior, del hombre que hace una representación de la que sería su esposa ideal, qué crees que haría una vez que tenga definido su arquetipo?

Probablemente quiera validarlo y para ello acuda a su móvil y redes sociales. Utilizará estas vías para indagar quiénes dentro del grupo de chicas que ya conoce bien, o con las que apenas tiene un acercamiento, encajan dentro del perfil que elaboró previamente. Seguramente comenzará a entrevistarlas para sondear un poco más y perfeccionar su idea de esposa ideal.

Es probable también que en esa entrevista para enriquecer el modelo de su esposa ideal no incluya a todo el grupo de mujeres que conoce. Es decir, que comience a segmentar, esto es, a separar u obviar las que piensan no encajan en su modelo. Y luego forme un grupo o lista sólo con las que reúnen las características de su arquetipo previo.

De esa manera escogerá solamente a las que se ubican dentro de sus rangos preestablecidos. O sea, aquellas que reúnen los datos sociodemográficos (lugar de residencia, rango de edad, nivel de estudios, situación laboral, entre otros.) que estableció previamente.

Importancia de la segmentación para definir la buyer persona

La anterior labor de segmentación es muy importante porque mediante ésta se comienza ya a definir de manera más específica. En el caso de nuestro ejemplo a la esposa ideal, pero en nuestro caso, a la buyer persona.

Vale destacar que esa labor de segmentación que hace el hombre de nuestro ejemplo, para la recopilación de información, es la misma que haría una empresa o su equipo de marketing digital.

A partir de su base de datos obtendrá insights (visiones) de clientes antiguos o recurrentes. El fin es obtener información que defina de mejor manera su buyer persona.

Pero, por qué es importante definir nuestra buyer persona? En qué beneficia a una empresa la definición de una buyer persona, para qué sirve? Generalmente se cree que una buyer persona sirve sólo para el diseño e implementación del marketing digital de una empresa.

Definitivamente esa apreciación constituye un error. Si bien el arquetipo de un (a) cliente ideal contribuye de manera decidida a desarrollar el marketing de la empresa este es sólo uno de muchos aspectos en los que aporta. Una buyer persona puede guiar prácticamente toda la planificación y estrategia de una empresa.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_column _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default» type=»4_4″][et_pb_image src=»http://www.elabuelomirando.com/wp-content/uploads/2021/03/Segmentar-para-buyer-persona-min.jpg» _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default» hover_enabled=»0″ sticky_enabled=»0″ title_text=»Segmentar-para-buyer-persona-min» align=»center»][/et_pb_image][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_text _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»]

Cómo contribuye el buyer persona a la planificación corporativa

Como ya te adelantábamos en el apartado anterior, la buyer persona contribuye de forma importante a diseñar prácticamente toda la planificación estratégica de cualquier corporación. Su aporte va mucho más allá que sólo el ámbito de la publicidad y ventas.

Efectivamente, tener una noción clara de nuestra buyer persona puede ayudar a la organización como un todo. Desde la parte administrativa, pasando por el diseño de nuestros productos o servicios hasta llegar a lo relacionado con la formación de nuestra identidad empresarial o marca. Por supuesto, sin olvidar las ya aludidas estrategias de marketing. Además que estas estrategias son válidas tanto para nuestra tienda online como offline.

En el diseño y fabricación del producto o servicio

La buyer persona nos ofrece una idea más o menos clara de cuáles son las necesidades de nuestro cliente ideal. Por supuesto esas necesidades se construyen a partir de las soluciones que aportan nuestros productos o servicios. Pero, tomando en cuenta la información obtenida de la entrevista, se retroalimentan.

Es decir, a partir de lo que informen nuestros clientes (insithgs) muy antiguos o recurrentes en la entrevista para la formación de nuestra buyer persona podemos diseñar, innovar o reelaborar nuestro producto o servicio. Entonces un comprador ideal contribuye también a nuestro departamento de diseño y fabricación.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_image src=»http://www.elabuelomirando.com/wp-content/uploads/2021/02/diseno-y-fabricacion-de-productomin.jpeg» alt=»fabricación de un producto» title_text=»diseño y fabricación de producto» _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default» hover_enabled=»0″ align=»center» sticky_enabled=»0″][/et_pb_image][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_text _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»]

En la elaboración del contenido y vías para hacerlo llegar

Igualmente gracias a la buyer persona podemos determinar cómo nuestros usuarios o prospectos utilizan internet. Por medio de cuáles dispositivos acceden a él e incluso las horas en que suelen hacerlo y el lugar (trabajo, casa, etc.).

También podemos tener una aproximación bastante cercana de cuáles son sus gustos e intereses. Así como lo que suelen consumir y cuáles son sus necesidades y preocupaciones.

Todo ello aporta en la planificación, de manera óptima, no sólo de los contenidos, sino también de las vías o canales que utilizaremos para abordar a nuestros usuarios o prospectos.

En ese sentido, podemos determinar que un primer acercamiento pudiera ser por Whatsapp (móvil). O por correo electrónico o directamente por redes sociales como Facebook o Instagram o mediante la combinación de algunas o todas.

Conocer a nuestra buyer personal igualmente ayuda a diseñar nuestro contenido tanto en forma como en fondo. Una vez tengamos claro nuestro arquetipo de cliente ideal podemos jerarquizar y estructurar el contenido para llegarles de manera efectiva.

También la forma dependerá de nuestra buyer persona. El discurso y estilo no pueden ser igual para rangos de edades muy marcados o diferentes, por ejemplo.

En fin, definir nuestro comprador ideal es fundamental para planificar tanto nuestro contenido como los canales por los que lo haremos llegar.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_column _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default» type=»4_4″][et_pb_image src=»http://www.elabuelomirando.com/wp-content/uploads/2021/03/Canales-de-comunicacion.jpg» _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default» title_text=»Canales-de-comunicacion» align=»center» hover_enabled=»0″ sticky_enabled=»0″][/et_pb_image][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_text _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»]

También en la planificación administrativa

Efectivamente, la buyer persona ayuda a nuestra empresa hasta en la planificación del departamento administrativo. El tener claras las necesidades y anhelos de nuestro cliente ideal ayuda a determinar cuántos recursos necesitamos para lograr satisfacerlo.

Supongamos que somos unos fabricantes de batidoras. Entonces en el transcurso de nuestra investigación, para definir nuestra buyer persona, establecemos que el cliente ideal no le gusta que usemos piezas de plástico en su fabricación. Ellos preferirían el acero inoxidable. Entonces qué sentido tiene que diseñemos nuestra batidora con piezas de plástico? Será dinero tirado a la basura.

Como has podido ver la buyer persona contribuye igualmente a la parte administrativa de nuestra corporación. Pero no sólo en lo que tiene que ver con la fabricación del producto en sí o en el diseño del servicio sino además para la planificación de nuestra publicidad. Área en la que también rendiremos nuestros recursos y los manejaremos de mejor manera, a partir del perfil que tenemos de nuestro cliente ideal.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_column _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default» type=»4_4″][et_pb_image src=»http://www.elabuelomirando.com/wp-content/uploads/2021/03/Administracion-de-la-empresa-min.jpg» _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default» title_text=»Administracion-de-la-empresa-min» align=»center» hover_enabled=»0″ sticky_enabled=»0″][/et_pb_image][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_text _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»]

En la imagen corporativa y consolidación de la marca

La definición e implementación de estrategias a partir de una buyer persona permite crear toda una comunidad en torno a nuestro producto o servicio. Ello contribuye a la construcción, desarrollo y solidificación de la identidad corporativa.

El tener pleno conocimiento de las necesidades de tu cliente ideal y cómo satisfacerlas ayuda también a empoderar tu marca.

Supongamos que fabricas toallas sanitarias. Y a partir de la investigación para definir tu buyer persona logras eliminar o mitigar su problema de forma efectiva con tu producto. Llegará un momento en el que no se refieran a éste por su nombre o lo que es sino por el nombre de tu marca. Tal es la importancia de conocer y satisfacer a nuestra buyer persona.

El cliente ideal entonces contribuye también a crear, fortalecer e impulsar nuestra marca e identidad corporativa. Esa relación íntima, de familiaridad, aunado a la satisfacción por nuestro producto o servicio logran ese objetivo.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_column _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default» type=»4_4″][et_pb_image src=»http://www.elabuelomirando.com/wp-content/uploads/2021/03/Imagen-corporativa-min.jpg» _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default» title_text=»Imagen-corporativa-min» align=»center» hover_enabled=»0″ sticky_enabled=»0″][/et_pb_image][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»][et_pb_text _builder_version=»4.9.0″ _module_preset=»default»]

Conclusión

Como has podido ver, la buyer persona contribuye de forma decidida a toda la planificación estratégica y desarrollo de nuestra empresa. Obviamente al ser un elemento tan importante para el logro de nuestros objetivos debe ser definida y perfilada de la mejor manera.

En nuestra agencia de marketing digital El Abuelo Mirando te ayudamos a identificar óptimamente tu buyer persona o cliente ideal en Valladolid.

Para ello pondremos en práctica y a tu disposición todo un grupo de estrategias. Éstas nos permitirán construir distintas buyers personas para tus productos o servicios.

Pero además, una vez definida tu buyer persona podemos diseñar toda una campaña de inbound marketing con embudo de conversión. En esta labor está nuestro trafficker digital y copywriter  que jugarán un papel imprescindible. Ellos se encargarán de adelantar campañas de publicidad en internet y generar el contenido adecuado que visibilice y promueva tu marca.

Gracias a ello podrás conseguir tus objetivos empresariales. Aparte de atraer, convertir y fidelizar clientes, ahorrarás recursos. Además fortalecerás tu marca e imagen corporativa en un todo que es posible mediante una estupenda, adecuada y constante definición de tu buyer persona.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][/et_pb_section]

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.