[et_pb_section fb_built=»1″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_row _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_text _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»]

La declaración de pandemia, a comienzos del año 2020, vino a repotenciar el marketing digital y la comercialización de productos y servicios gracias al Internet. Por lo tanto, es claro que hoy más que nunca no sólo debemos desarrollar un óptimo marketing digital sino además hacerle seguimiento. Para ello nada mejor que el funnel de conversión o embudo de conversión.

En efecto, esta es la estrategia más utilizada actualmente en el ámbito comercial por redes. Es estupenda para atraer y captar clientes, pero además para lograr finalmente la venta. Esta herramienta nos permite determinar cuál es el grado de interés de distintos usuarios en nuestros productos o servicio. Igualmente nos posibilita conocer el número de ventas efectivamente logradas o servicios contratados.

Pero además el funnel de conversión ofrece otra ventaja durante su implementación como la es el diagnóstico de nuestra estrategia. De esa forma podemos saber qué aspecto o aspectos son necesarios fortalecer en la cadena.

Ahora bien, te estarás preguntando qué es un funnel de conversión y para qué sirve el embudo de conversión específicamente. Si es así no te despegues porque ahora mismo te brindamos toda la información que debes conocer en torno al funnel de conversión.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_image src=»http://www.elabuelomirando.com/wp-content/uploads/2020/12/Estrategia-en-marketing.jpg» alt=»Estrategia de marketing» title_text=»Estrategia-en-marketing» _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][/et_pb_image][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_text _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»]

¿Qué es un funnel o embudo de conversión?

Básicamente el funnel de conversión consiste en una estrategia de marketing digital que implementa un trafficker digital con el fin de obtener clientes para nuestros productos y servicios. Pero no lo hace de forma intrusiva o avasallante sino por inducción. Esto es, que brinda información tan valiosa que hará que el potencial cliente, casi que sin proponérselo, termine interesado en tu producto o servicio.

Pero además esta estrategia permite hacer un seguimiento, mediante etapas, al comportamiento del futuro cliente. De esta manera podremos establecer cuáles abandonaron el proceso, cuántos siguen y cuáles son factibles de finalmente comprar o contratar con tu empresa. En esta tarea es muy importante la segmentación de los públicos.

Como puedes ver, el funnel de conversión se trata de una estupenda herramienta. Con ella conseguirás, no sólo conocer el estado de penetración de tu producto o servicio sino también obtener y mantener clientes.

Independientemente de que seas nuevo o con un mundo ya recorrido en el ámbito empresarial, seguramente estás interesado en desarrollar esta estrategia. Si es así, es importante que acudas y te asesores con personas con experiencia en marketing digital. Ciertamente ellos te ayudarán a diseñar y hacerle seguimiento a tu funnel de manera óptima y efectiva.

Aunque ya hemos hablado de que el embudo de conversión se desarrolla por etapas, no todas son necesarias para la consecución de tu objetivo. Es decir, todo dependerá de lo que te vaya dando resultado durante el proceso y una vez hecho el seguimiento. De esa manera el embudo podría estar compuesto por sólo 3 etapas o 4 y hasta 5 o más etapas.

Si estás interesado en diseñar un embudo de ventas o funnel de conversión en Valladolid El abuelo mirando es la mejor opción. Nosotros te ayudaremos a desarrollar este tipo de marketing digital. Contamos con la experiencia necesaria además de que te ofrecemos atención personalizada, empática y muy efectiva.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_text _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»]

¿Cómo se estructura un funnel de conversión?

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_image src=»http://www.elabuelomirando.com/wp-content/uploads/2020/12/Marketing-on-line.jpg» alt=»Marketin en línea» title_text=»Marketing-on-line» _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][/et_pb_image][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_text _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»]

Como te decíamos con anterioridad, un embudo de ventas o funnel de conversión consta de varias etapas. Pero estas no son preceptivas sino que pueden sufrir alteraciones según nuestras necesidades y dependiendo de cómo se estén dando los resultados.

No obstante lo que sí debe tener, en nuestra opinión, es por lo menos 3 etapas para desarrollar una labor de marketing digital efectiva. Ahora bien, te estarás preguntando cuáles son las etapas o fases básicas o fundamentales de un embudo de conversión? Toma nota, porque de seguida te las brindamos.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row column_structure=»1_2,1_2″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»1_2″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_text _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»]

Fase o Etapa 1: La Atracción

Esta fase, como más o menos puedes intuir, consiste en atraer a potenciales clientes mediante distintas formas. Esto con el fin de darles a conocer nuestro producto o servicio. Para ello nos valdremos de landing pages (páginas webs destinadas a generar leads) y distintos medios digitales y estrategias. Éstas nos servirán para cautivar al mayor número de usuarios.

Vías como las redes sociales, páginas web, blogs, entre otras nos serán muy útiles en esta tarea. A ello se le suman estrategias de marketing digital tales como contenidos de valor, optimización SEO, palabras claves relacionadas con el producto o servicio, etc.

[/et_pb_text][/et_pb_column][et_pb_column type=»1_2″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_image src=»http://www.elabuelomirando.com/wp-content/uploads/2020/12/Landing-pages-op.png» alt=»Landing pages» title_text=»Landing-pages-op» _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default» custom_margin=»||-1px|||»][/et_pb_image][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row column_structure=»1_2,1_2″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default» custom_margin=»-4px|auto||auto||»][et_pb_column type=»1_2″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_text _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»]

Fase o etapa 2: La captación

A esta fase la hemos denominado así porque una vez que tenemos ya a un público interesado, gracias a la primera etapa, es necesario captarlo. Es decir, no sólo mantenerlo interesado sino además convencerlo de que nuestro producto o servicio es el indicado para satisfacer sus necesidades o requerimientos.

En ese sentido, es necesario implementar estrategias que permitan una relación constante con el potencial usuario. Para ello es preciso que ofrezcas un lead magnet de alta calidad. Ello te permitirá obtener datos personales del potencial comprador (a). Es importante conseguir, sobre todo, un correo por medio del cual puedas tener comunicación constante y de calidad con él o ella.

Esta fase es fundamental porque, una vez que obtengamos un correo del usuario desarrollaremos toda una campaña de “enamoramiento”. Será finalmente esta campaña la que lleve al cliente a convencerse de que el producto o servicio que nosotros ofrecemos es definitivamente el que necesita.

Para conseguirlo, debemos hacerle llegar información valiosa relacionada con nuestro producto o servicio que lo conduzcan definitivamente a la conversión. Entre esta información de valor podemos utilizar opiniones de otros clientes sobre el producto o servicio que ofrecemos. Igualmente comparativas con nuestros competidores, ofertas, descuentos, premios, videos explicativos, etc.

[/et_pb_text][/et_pb_column][et_pb_column type=»1_2″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_image src=»http://www.elabuelomirando.com/wp-content/uploads/2020/12/re-marketing.jpg» title_text=»re marketing» disabled_on=»off|off|off» _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][/et_pb_image][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row column_structure=»1_2,1_2″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default» custom_padding=»2px|||||»][et_pb_column type=»1_2″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_text _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»]

Fase o etapa 3: La conversión

Nuestra tercera fase es la conversión, es decir, es la etapa en la que el potencial cliente deja de serlo para convertirse ciertamente en cliente. En consecuencia, en esta fase se produce la venta y, por lo tanto, para conseguirla es importante que el proceso no sea muy engorroso, a fin de que el cliente no se arrepienta y desista. Por lo tanto debe ser un proceso sencillo y fluido.

[/et_pb_text][/et_pb_column][et_pb_column type=»1_2″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_image src=»http://www.elabuelomirando.com/wp-content/uploads/2020/12/Venta-en-linea-min-scaled-op.jpg» alt=»Venta en línea» title_text=»Venta-en-linea-min-scaled-op» _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][/et_pb_image][/et_pb_column][/et_pb_row][et_pb_row _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_column type=»4_4″ _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»][et_pb_text _builder_version=»4.7.7″ _module_preset=»default»]

Conclusión

Estas son, de manera general, las etapas que deberían comprender o contener un embudo de venta o conversión. En la parte ancha o más alta del embudo se encuentra un gran número de potenciales clientes. En la parte media del embudo es dónde determinamos cuántos de la primera etapa aún queda y nos disponemos a convencerlos. Y en la parte final, la más cerrada o pequeña, se encuentran los convertidos.

El funnel de ventas o conversión tiene además otra particularidad o ventaja que es que te permite, en el camino, ir realizando diagnósticos. Al observar el proceso podrás ir desechando aquello que no esté funcionando, así como potenciando lo que ha servido y elaborar nuevas estrategias.

Además, como te hemos repetido en varias ocasiones a lo largo de este post, puede contener varios tipos o modelos. Es decir, tú escoges el número de etapas que debe contener, pero jamás obviando las que te hemos presentado y en ese mismo orden.

Por ejemplo, hay empresas que agregan otras etapas como retención, reconversión, fidelidad, réplica, entre otras. Estas tienen que ver, bien con mantener a los clientes obtenidos o bien con ofrecerles y venderles nuevos productos. También se añaden etapas para obtener nuevas ventas por medio de los clientes ya captados.

En fin, si tienes una empresa o estás pensando en arrancar con un nuevo emprendimiento y quieres saber cómo diseñar un embudo de conversión o funnel de ventas en Valladolid puedes acudir a nuestro profesionalismo y buen hacer. Efectivamente, en el Grupo de Desarrollo de Marketing Digital El Abuelo Mirando sin duda alguna te ayudaremos, de forma muy efectiva y amena, a conseguir clientes y a potenciar tus ventas.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][/et_pb_section]

5 Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.